RSE

certificada por AENOR

Central Lechera Asturiana lanza al mercado la primera botella cero emisiones netas


03/11/2021 08:08:28 Central Lechera Asturiana mantiene su apuesta por el cuidado y respeto con el medio ambiente reduciendo el impacto de sus envases y asumiendo el compromiso de compensar las emisiones que no se han podido evitar y por ello, lanza al mercado la primera botella cero emisiones netas del mercado, con el certificado de AENOR Carbono Neutro.

La marca láctea continúa desarrollando diferentes acciones para cumplir su propósito de dar futuro al socio ganadero ofreciendo productos naturales y soluciones que mejoren la salud y la calidad de vida de las personas en un entorno sostenible.

Para poner en el mercado la primera botella cero emisiones netas de CO2 certificada por AENOR, Central Lechera Asturiana ha calculado la huella de carbono del envase siguiendo las directrices del GHG Protocol, incluyendo todos sus elementos (primario, secundario y terciario) con un alcance de “cuna a la puerta”: (desde la extracción de las materias primas hasta el momento en el que el producto abandona la fábrica).

También ha implantado una serie de medidas y trabajado con sus proveedores para reducir la huella de carbono del envase, incorporando energías renovables, tecnologías más eficientes y materiales más sostenibles en sus procesos y productos.

Además, y dado que el cambio climático no es un problema local, en su compromiso con la neutralidad en carbono, las emisiones que la tecnología actual no permite reducir se han compensado mediante la inversión en proyectos que impulsen energías renovables que ayuden a disminuir las emisiones en países en desarrollo.

Ecodiseño de los envases

En línea con lo anterior, Central Lechera Asturiana trabaja en el ecodiseño de sus envases para que sean 100% reciclables, utilicen menos recursos y/o contengan materiales más sostenibles, siendo su botella 100% reciclable.

Además, utiliza materiales reciclados, siempre que la seguridad alimentaria lo permita, así todos los films para agrupar los productos cuentan con un 50% de plásticos reciclados.

Central Lechera Asturiana, dentro de su estrategia ambiental, quiere ser parte de la solución para lograr ese entorno sostenible mejorando la salud del planeta contribuyendo, además, a alcanzar los ODS de la ONU.

Su objetivo es alcanzar la neutralidad climática en 2035 en toda su cadena de valor utilizando la economía circular como modelo para alcanzarlo. De esta manera se optimizan los procesos para disminuir recursos y transformando residuos en materiales de valor.

La entidad logró el pasado año ser la primera empresa con una estrategia de economía circular certificada, la primera empresa láctea residuo cero en todas sus fábricas y primera empresa española neutra en carbono en todas sus fábricas (alcance 1 +2) certificada en los tres campos por AENOR.

Gracias a esto y unido a su modelo de negocio cooperativo que está apoyado en su Plan de Sostenibilidad Integral, ha hecho que en el mes de junio de 2020 también fuese la primera empresa láctea española en obtener la certificación B CORP por cumplir con los más altos estándares de impacto social y ambiental en el desarrollo de su actividad.

Todo ello está enmarcado dentro del Plan de Sostenibilidad Integral de la compañía, que tiene marcado como objetivo ambiental alcanzar la neutralidad en carbono desde la ganadería hasta la mesa en el año 2035.

  Deja tu comentario




  Enviar noticia