RSE

en plena crisis de la COVID-19

La Fundación Adecco destina 300.000 euros a la formación de personas con discapacidad


26/04/2021 07:47:33 La capacitación es un factor cada vez más determinante para lograr la plena inclusión de los jóvenes con discapacidad. Un propósito mayúsculo en un mercado laboral muy mermado por la crisis económica derivada de la COVID-19.

Según el informe Jóvenes con Discapacidad, motor de futuro, elaborado por la Fundación Adeco y JYSK, solo uno de cada diez jóvenes con discapacidad tiene empleo y existe un importante desfase en el nivel formativo que dificulta sus oportunidades profesionales. Solo un 1,9% de los jóvenes con discapacidad tiene estudios superiores, frente al 11,9% general.

El nivel formativo es un factor decisivo a la hora de garantizar el acceso al mercado laboral en todos los países miembros de la UE: a mayor nivel de formación, mayor ocupación y menor desempleo. En España es especialmente significativo cómo la carencia formativa de los jóvenes se alza como una de las principales causas de desempleo, una circunstancia que, en el caso de las personas con discapacidad, se ve agravada por importantes prejuicios y estereotipos sociales que frenan su acceso al mercado laboral.

“La población que ya se encontraba en situación de vulnerabilidad antes de la pandemia, como es el caso de muchas personas con discapacidad, está sufriendo de forma más directa la crisis económica y las dificultades laborales que plantea. Por tanto, es fundamental incidir en el aspecto formativo como base para que sean competitivos en el mercado laboral y puedan encontrar un empleo en el menor plazo posible”, comenta Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adecco.

Objetivo: no dejar atrás a las personas con discapacidad

Para apoyar la capacitación de las personas con discapacidad y favorecer que no abandonen los estudios por dificultades económicas, la Fundación Adecco va a realizar una inversión en becas de 300 000 euros para el curso 2021-2022. Estas ayudas van dirigidas a estudiantes de formación superior y a otras personas que quieran mejorar sus competencias en materias lingüísticas o digitales.

Idiomas y competencias digitales, claves de la empleabilidad

Según el informe Tecnología y Discapacidad de la Fundación Adecco y Keysight, casi la mitad (un 45%) de las personas con discapacidad manifiesta dificultades económicas, sociales y de accesibilidad en el uso de las nuevas tecnologías, un aspecto que dificulta su inclusión social y laboral. “Las competencias lingüísticas y digitales son dos pilares fundamentales para acceder al mercado laboral actual, ya que sigue habiendo un importante desfase entre población con y sin discapacidad. La capacitación es un factor decisivo para que puedan encontrar su lugar en un mercado más competitivo que nunca y aún en adaptación a los cambios vertiginosos que estamos sufriendo por la crisis económica de la COVID-19”. 

La modalidad de becas de competencias lingüísticas y digitales está abierta a cualquier persona con discapacidad en edad laboral.

Formación cualificada, una meta alcanzable para jóvenes con discapacidad

Las personas con discapacidad están infrarrepresentadas en la universidad: solo el 1,5% de los estudiantes tiene alguna discapacidad. Por este motivo, desde la Fundación Adecco se va a apoyar a jóvenes con discapacidad entre 16 y 30 años que estén realizando estudios superiores. “Queremos incentivar la formación superior de las personas con discapacidad, reduciendo la brecha formativa que sufren actualmente. Apoyarles en su formación tendrá un impacto directo en el acceso al empleo y en la normalización de las personas con discapacidad en el mercado laboral”, destaca Mesonero.

Estudios en igualdad de condiciones

Con esta IV edición de las becas formativas se busca promover la formación cualificada de los jóvenes con discapacidad para que puedan acceder al mercado laboral de manera normalizada y en igualdad de condiciones, así como impulsar las competencias lingüísticas y digitales entre las personas con discapacidad en cualquier edad laboral.

Se mantiene, por tanto, el esfuerzo por hacer frente a las dificultades que muchas familias llevan padeciendo desde el año pasado. “En este contexto de crisis, la adquisición de nuevas competencias y conocimientos alcanza una relevancia sin precedentes para conectar a las personas con discapacidad con los nichos de empleo emergentes, evitando que la brecha formativa se convierta en un freno para alcanzar sus metas profesionales y normalizar su vida” -concluye Mesonero.

En la edición de 2020 hubo 636 solicitudes (598 de Grado, Máster y FP, y 98 de competencias digitales e inglés) y se entregaron un total de 295 becas.

El plazo para solicitar las becas de competencias digitales e inglés ya está abierto, y se mantendrá activo hasta el 15 de septiembre en la web de la Fundación Adecco (www.fundacionadecco.org), siendo necesario contar con el certificado de discapacidad.   

Las becas para estudiantes de Grado, Máster y Formación Profesional podrán solicitarse desde el próximo 4 de junio y hasta el 30 de septiembre.

  Deja tu comentario




  Enviar noticia






#entretodos

Las empresas frente al COVID-19