Reportaje

solidaridad

Banco Santander trabaja para minimizar los efectos de la COVID-19

19/04/2020 En el marco de su firme compromiso con la sociedad y ante la crisis generada por la COVID-19, Banco Santander ha lanzado la iniciativa “Esto lo superamos juntos”. Se trata de un espacio abierto y accesible para cualquier persona o empresa, sea o no cliente de la entidad, que ofrece todo tipo de información y recursos con el fin de ayudar a superar la situación generada por el coronavirus. Además, de cara a ayudar a sus clientes, ya sean particulares, pymes o empresas, el banco ha ampliado sus ayudas para paliar los efectos negativos de la crisis económica derivada de la emergencia sanitaria y el posterior estado de alarma.

Este nuevo espacio, https://estolosuperamosjuntos.com/, al que se puede acceder online, incluye una sección con información oficial de autoridades gubernamentales y programas de ayudas, dirigidos tanto a las personas (ayudas de alquiler, información sanitaria oficial, ocio/deporte en casa), como a empresas y autónomos.

En la sección “La comunidad se ayuda”, se ac- cede a un directorio con iniciativas de voluntariado de todo tipo para superar la situación derivada del coronavirus, con multitud de plataformas oficiales en las que colaborar y realizar donaciones.

En “Vida en casa”, se proponen ideas para aprender algo nuevo cada día, entretenimiento o recursos para la familia (cocina, lectura, visitas virtuales a museos) y el teletrabajo (recomendaciones, herramientas colaborativas). Mientras que el apartado “Salud y bienestar” incluye enlaces a test online de diagnóstico oficiales, además de recomendaciones para hacer ejercicio en casa y enlaces a apps de meditación y relajación, o de servicios de salud profesionales.“Esto lo superamos juntos” también incluye un mapa con los centros sanitarios, las farmacias, los supermercados y las sucursales o cajeros de cualquier banco más cercanos a nuestro alrededor.

La iniciativa “Esto lo superamos juntos” se enmarca en el programa global de ayudas de Banco Santander, llamado “Santander All. Together. Now”, que incluye un fondo solidario de, al menos, 25 millones de euros para material y equipamiento médico, abierto a donaciones del público general; líneas de liquidez para empresas y moratorias de crédito con el fin de aliviar el impacto económico del coronavirus, entre otras cosas.


Ampliación del plan de ayudas

Santander España amplía día a día la lista de medidas para ayudar a reducir el impacto de la crisis sanitaria en la situación personal y financiera de sus clientes. Así pues, al cierre de esta edición, el banco ya está ofreciendo a los clientes que tengan problemas para hacer frente al pago de sus hipotecas opciones complementarias a la moratoria hipotecaria del Real Decreto y pone a su disposición diferentes alternativas, como carencia de amortización del principal del préstamo durante un plazo de seis a doce meses.

El Santander también ha otorgado una moratoria de dos meses en el pago del alquiler a todos los inquilinos de viviendas que son propiedad de la entidad y de tres mensualidades en el caso de casas incluidas en el Fondo Social y Alquiler Social. Las mensualidades aplazadas se dividirán en doce cuotas y se incorporarán al alquiler mensual. En cuanto a los créditos al consumo, la entidad difiere el pago del principal en los contratos de préstamos ligados al consumo por un periodo de hasta seis meses, lo que supone que el cliente sólo pagará los intereses generados. El proceso para acogerse a este aplazamiento es sencillo y 100% digital.


Además, Santander Seguros es una de las entidades que participa en el fondo solidario de 37 millones de euros constituido entre las aseguradoras para proteger al personal sanitario que se a sumado a la lucha contra la pandemia. El capital asegurado alcanza los 30.000 euros por persona. Santander ha pensado también en la salud de los clientes por lo que, mientras dure el estado de alarma y con el fin de minimizar los desplazamientos, no cobrará comisión a sus clientes por la retirada de efectivo con tarjeta de débito en los cajeros automáticos de otras entidades. La entidad estrena, además, un proceso pionero en el sector y en España para que el cliente pueda retirar hasta 300 euros del cajero automático sin necesidad de tocar el teclado, garantizando así una mayor protección ante el virus.

Descargar archivo »

Enviar reportaje